Cronica/Festivales

Low festival, crónica del sábado

_MG_9067

The Drums

El sofocante calor, que una tímida lluvia no llegó a sofocar fue el común tema de conversación de los miles de “Lowers” que por segunda noche se congregaban en la ciudad deportiva de Benidorm.

Pero las altas temperaturas combinadas con una humedad cercana a los 3 dígitos no fueron traba para que un público ávido de de música y emociones hiciera de la noche del sábado una multitudinaria celebración en la que la sonrisa fue el gesto común.

En cuanto a música se refiere, Grupo de Expertos Solynieve reunieron en torno al escenario Budweiser a la primera pequeña multitud de la jornada. Pese a no contar con un horario nada propicio J y los suyos defendieron sus bonitas canciones con convicción y efectividad. Los argentinos El Mató a un Policía Motorizado, cada vez mas populares en España, pusieron música a la puesta de sol arrancado los primeros bailes de la noche. Era el momento de los británicos Peace que presentaban su segundo disco “Happy People” recién salido del horno. Su directo fue correcto pero pasa un poco como con sus discos; no desagradan pero tampoco emocionan. El concierto de L.A era uno de los mas esperados de la noche y los de Mallorca, que cada día cuentan con un público mas numeroso no decepcionaron a sus fans.

LA

L.A.

Mientras tanto los amantes del ruido disfrutaban de la performance de Paulo Furtado, alias, The Legendary Tigerman que haciendo honor a su fama de hombre-orquesta puso a botar a todo el escenario Wiko atronando con batería y guitarra a la vez. Uno de los momentos estelares (e inciertos) de la noche llegaba con la actuación de The Libertines. Sabido es que son capaces de lo mejor y de lo peor, incluso a veces de todo a la vez… Carl Barat y un desmejorado Pete Doherty se erigieron como absolutos protagonistas del escenario grande del Low repasando con solvencia aquellas canciones que los convirtieron en el grupo mas prometedor de principio de siglo. Una carrera de 2 discos que pudo ser mucho mas grande pero que egos y debilidades se encargaron de truncar. La empatía entre Barat y Doherty es mas que evidente y parece reforzada por el tiempo, pero nada puede evitar la sensación de que su momento ya pasó. Ojalá su inminente nuevo disco nos contradiga.

select

The Drums

El siguiente plato fuerte de la noche llegó desde Nueva York a cargo de The Drums, aquellos muchachos que se convirtieron en el hype del momento hace unos años gracias especialmente a la televisiva “Let´s Go Surfin´”. Los años han pasado y aunque su último disco ha generado opiniones encontradas no se puede poner ninguna pega a su directo; tienen un puñado de canciones incontestables, ofrecen un espectáculo impecable y posturean como pocos. Pero para espectáculo los que ganaron por goleada fueron Yelle. Si, bases pre-grabadas pero la puesta en escena de no puede ser mas sencilla y a la vez mas brillante. Dos baterías cronometrados al segundo son el único apoyo musical en estricto directo. Pero tan atronadora base rítmica y a la vez estética es la base perfecta para las canciones de electro-poperas y chispeantes de Julie Bidel que además contó con la complicidad de una oportuna lluvia, otro golpe de efecto más para la inmensa pista de baile en que a esas horas se había convertido el campo de fútbol del Benidorm U.D. Los últimos momentos del sábado fueron el dominio de los djs. con unos repetitivos Elyella y un mucho más interesante Miguel Payda, que ya de día, sorprendió a muchos con su techno de alta gama.

Ángel Malone

Fotos: Mar Blanes

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s