Festivales

Crónica del Low Festival 2014

Benidorm

Todo comenzó hace un par de semanas en la ciudad alicantina que nunca duerme de impactante skyline: Benidorm. Con su microclima y su variopinto turismo mezcló por unos días lowers y guiris, familias y grupos de amigos, y allí que nos fuimos con la mente bien abierta y el planning en la mochila. Y es que en esta edición el cartel prometía y había que intentar estirar el festival al máximo.

 

VIERNES 25 DE JULIO

Como fiel defensora de los conciertos de día, empezamos la primera jornada del Low acudiendo a eso de las 14 de la tarde al escenario de la playa, escenario Victoria, novedad de esta edición en el festival. El ambiente era inmejorable, y es que situar un escenario en pleno paseo marítimo es una excelente forma de acercar el festival  incluso a gente ajena al mismo que, al oír la música en directo, se paraban, curios@s, a escuchar o bailar.

Jack Knife ofrecieron un buen concierto a pesar del sol abrasador del mediodía. Los madrileños llegaron a Benidorm con el tiempo justo tras una avería en su furgoneta, y nos presentaron su primer EP Listen to Jack Knife. Aun teniendo que tocar en pitillos a pie de playa convencieron y dieron buena muestra de sus  melodías de influencia beatle y sus letras llenas de sensibilidad. Seguro les seguiremos la pista en el resto de citas festivaleras que tienen este verano.

Jack Knife

Aunque estábamos pasándolo en grande con Ángel Idiota DJ, entregado a las peticiones de los pocos valientes que quedábamos, nos fuimos a comer algo, ducha, maqueo y al recinto. No queríamos perdernos a Triángulo de Amor Bizarro. Sonaron tan contundentes como siempre, tanto que Modelo de Respuesta Polar que actuaban a la vez en el escenario Wiko no pudieron tocar algunos de sus temas más lentos, pues se acoplaba el sonido de los gallegos. ¿Quizás el recinto del Low ya se está quedando pequeño?

Sólo disfrutamos de la mitad del concierto de León Benavente, ya que seguro tendremos la ocasión de verles en otros festivales hasta final de año, así que nos fuimos al escenario principal con cierto fastidio, pues el concierto iba subiendo en intensidad y nos hubiera gustado disfrutarlo hasta el final.

Leon Benavente

Y llegamos a las primeras filas del show de The Hives. Los suecos saben meterse al público en el bolsillo, y Pelle Almqvist adoptó el papel de maestro de ceremonias, mostrando sus pinitos con el castellano. Concierto musicalmente correcto, pero sobre todo, entretenimiento y show innegable. La figura de los ninjas debería extenderse a todos los riders técnicos del resto de bandas.

Volvimos al escenario Matusalem para descubrir una de las sorpresas del festival: el directo del dúo Blood Red Shoes. La fórmula guitarra-batería nos recuerda inevitablemente a los primeros The White Stripes, pero en el caso de los de Brighton, con una orientación post-punk que nos atrapó de principio a fin.

Todavía llegamos a ver la mitad final de Vestusta Morla, y pudimos comprobar cómo aquellos jóvenes de Tres Cantos que descubrimos allá por el 2008 en la plaza del Trigo del Sonorama no han parado de crecer y mantener la calidad. Su directo impecable hace corear a voz en grito sus canciones, y entendemos que no dejen de llenar estadios, liderados por un Pucho cada vez más concentrado e intachable. Y de nuevo volvimos al Escenario Ron Matusalem para ver a Sidonie quienes comenzaron presentando su nuevo Sierra y Canadá, para centrarse después en un repaso por sus anteriores discos. Sin movernos de ese escenario, y ya bien entrada la madrugada bailamos al ritmo de We Are Standard. Un Deu insolente y carismático nos increpaba al baile y al desenfreno, y parece que la “bronca” surtió efecto y el público respondió a los ritmos dance-rock-funk de los de Getxo.

Terminamos la intensa noche con la elegancia de The Magician, tanto en sus remezclas como en su puesta en escena. Sin duda un buen comienzo de festival.

SÁBADO 26

Como el día anterior habíamos disfrutado tanto de los conciertos de mediodía repetimos el plan, y nos acercamos a la playa para bailar esta vez los hits que seleccionó Oscar Mina DJ. Mejor ambiente y animación si cabe que el día anterior, que nos hacían olvidar la dura jornada conciertera que nos quedaba por delante.

Público heterogéneo en el escenario Victoria del Low, playa de Levante (Benidorm)
Público heterogéneo en el escenario Victoria del Low, playa de Levante (Benidorm)

 Conseguimos llegar a tiempo al recinto para ver a The Horrors, y su concierto fue en la línea de los de toda la gira, sin sorpresas pero contudente, oscuro y de calidad. Quizás demasiado breve, y es que consiguen crear un aura envolvente y siempre me dejan con ganas de más.

Cambiamos de escenario para disfrutar del enérgico y particular rock de Corizonas, y es que este bigrupo es de los que crea adicción y tienen un directo enérgico que engancha. Pero, sin duda, los protagonistas de la noche del sábado eran los británicos Massive Attack. Tanto es así, que acortaron conciertos y retrasaron otros para que todo el mundo disfrutase del que para mí fue el mejor concierto del festival. Quizás pecaron de vanidad en sus exigencias (técnicas, según la organización del festival), pero estas críticas se diluyen en mi opinión con la calidad ofrecida en su concierto. Hacía tiempo que se les esperaba en España, y esta justificada expectación fue cubierta con creces. Emoción, piel erizada,…¡incluso lágrimas! El poder de la música es eso entre otras muchas cosas, y no todas las bandas consiguen emocionar así. Loable fue también su puesta en escena, ideada por la banda, junto con el documentalista Adam Curtis, que consiguió que el público viviese toda una experiencia sensorial. Mensajes políticos, reflexiones sobre la forma de comunicación actual del ser humano…Todo ello traducido al castellano, ya que para ellos es importante trasmitir un mensaje e incitar a la reflexión.

Tras reponer fuerzas (ya un poco mermadas a estas alturas de la noche y del festival) de nuevo estábamos dispuestos a darlo “casi” todo con Editors. Los de Birmingham, que son casi habituales del Low, construyeron un concierto intenso como suelen, pero quizás algo irregular en su planteamiento para tratarse de un festival, con varios temas con Tom Smith al piano, que hacían pasar de la exaltación ochentera a la calma relativa, pero siempre con una ejecución limpia y una calidad vocal y fuerza impecables.

Ya eran más de las 3 am y llegaban los difícilmente clasificables El Columpio Asesino; tan trash como su último Ballenas muertas en San Sebastián, oscuros y dando un cada vez mayor protagonismo a Cristina, en mi opinión sonaron menos contundentes que otras veces, pero quizás fuesen cosas de mi ubicación, pues nos contaron que desde las primeras filas sonaron tan atronadores como siempre.

Y llegó la hora de otros de los triunfadores del Low 2014: Elyella DJs para cerrar la noche. Su experiencia en festivales parece darles la fórmula rompepistas y su sesión fue una auténtica fiesta, con confeti y máscaras incluidos, que hizo bailar a los valientes que cerraron la madrugada del sábado. 

DOMINGO 27

Sacando fuerzas de flaqueza y renunciando a los conciertos de la playa, conseguimos llegar dignamente al conciertazo de Pony Bravo, bajo el achicharrante sol de las 18:30. Mereció la pena completamente, y es que los sevillanos nos compensaron con la complicidad e ironía a la que nos tienen acostumbrados. Consiguen ser únicos y además sacarnos la sonrisa.

Pony Bravo

Para seguir enmarcando la tarde Los Campesinos! nos ambientaron con sus ritmos coloristas y bailables mientras se ponía el sol. Más tarde, optamos por ver a bandas menos conocidas, como los jovencísimos aunque sobradamente preparados The Free Fall Band. Producidos por Miqui Puig tienen una calidad melódica propia de bandas internacionales y experimentadas. Recordad su nombre.

FFB

Me sorprendió gratamente el directo de Niños Mutantes, grupo para el que no tenía expectativas pero que hizo un concierto redondo y bien estructurado, que crecía en intensidad y con un público que bailaba y coreaba cada uno de los temas. Nos perdimos el final pues queríamos ver a uno de los platos fuertes de la noche, Kaiser Chiefs, que presentaban su Education, Education, Education and War, pero fue con los temas antiguos con los que consiguieron conectar con el público, que éste cantase, bailase, o moviese los brazos al compás que marcaba un irreverente Ricky Wilson. Lástima que el sonido fuese un poco bajo para tratarse del escenario principal. A pesar de todo fueron muy aplaudidos.

Kaiser chiefs

Y de nuevo cruzamos el recinto para encontrarnos con La habitación roja. Dedicaron la mayor parte del concierto a desgranar los cortes de La Moneda en el aire, su último disco. Personalmente reconozco que soy más de los viejos temas, más guitarreros y eléctricos, pero de todos modos hay que reconocer que los valencianos se crecen en directo y convencen.

Cambiando radicalmente de tercio, nos fuimos al Escenario Wiko para disfrutar del contundente directo de los portugueses Paus. Ya tuvimos la suerte de verles el pasado año en su gira dentro del Primavera Sound Touring Party, y era una de las paradas obligadas en mi hoja de ruta del Low. Me satisface saber que sorprendieron a los que se acercaron a verles, con su inusual formación con dos baterías , teclados y bajo, y su potente sonido que va desde el hardrock a la psicodelia, con letras en portugués.

Y como colofón perfecto a la última jornada del festival disfrutamos del directo de The Royal Concept. No había tenido ocasión de verles todavía y me resultaron cercanos, entregados al público, y ofrecieron el ambiente festivo que el momento requería. Sus coreables canciones y su enérgico frontman consiguieron hacer bailar y cantar a los valientes lowers que aún nos resistíamos a finalizar esta edición del Low festival.

Royal concept2

Una intensa edición del Low con una mayor apuesta por formaciones nuevas o menos conocidas, ecléctico dentro del indie, con algunas cosas mejorables, pero en suma un buen ambiente. Por si se os han puesto los dientes largos, ya podéis fantasear con la edición 2015, que será los días 24, 25 y 26 de julio. Abonos ya a la venta desde el miércoles 13. http://lowfestival.es/abonos-low-festival-2015-miercoles-13-venta/

Por lo demás, lo que pasa en el Low, se queda en el Low.

La sombra del Low es alargada
La sombra del Low es alargada

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s